Introducción

 

    Trastorno: Molestia, problema o perturbación que altera la vida de una persona o su estado de ánimo.

    Un Trastorno de la conducta alimenticia es una enfermedad provocada por la ansiedad y preocupación excesiva por el peso corporal y el aspecto físico.

En la práctica clínica, tanto pública como privada, los profesionales de la salud han podido constatar que los trastornos de alimentación han llegado a constituir un problema de creciente importancia en poblaciones jóvenes. El número de casos que se diagnostica y trata es cada vez mayor, y si sumamos a esto el hecho que el diagnóstico se realiza en etapas avanzadas de la enfermedad, cuando el trastorno alimenticio está instalado con sus consecuentes complicaciones médicas, el panorama es menos alentador. Los trastornos psicológicos de conducta alimentaria tienen repercusiones graves, requieren de un tratamiento largo y complejo, esto lleva a un gran sufrimiento personal, familiar y pueden dar lugar a la muerte.

    Para la persona que padece algún trastorno alimenticio la comida adquiere un protagonismo especial (le da un significado específico de acuerdo a diversos factores psicológicos y evolutivos) y basa en ella todos los pensamientos y actos que forman parte de su vida diaria sintiéndose superdependiente de esa idea.

    Los adolescentes son el segmento de la población con mayor vulnerabilidad debido a que están en proceso de construcción de su identidad y no poseen aún criterios y valores propios que les permitan escapar a la presión de los modelos estéticos vigentes aunque ocurren  con mayor frecuencia en atletas que en la población general, un porcentaje significativo de deportistas realizan conductas alimenticias o de control de peso patogénicas. Es importante considerar la prevalencia de estas conductas aunque sean subclínicas (Ej., técnicas patogénicas de pérdida de peso).

 

    Aunque en determinados deportes existe una mayor prevalencia de trastornos de la alimentación y del uso patogénico de conductas para perder peso que en otros.

 

Historia del proyecto

 

    La alimentación representa una de las necesidades básicas para el ser humano. A través de ella, se sacia el hambre, se nutre el cuerpo y se cubren las cantidades fundamentales de elementos para que todos los procesos metabólicos se lleven a cabo de manera eficaz. Es por esta razón tan sencilla que en ocasiones es difícil entender el por qué de los trastornos de la alimentación. Cómo puede ser posible que el ser humano, quien vive de la comida, el agua y el oxígeno, rechaza o devuelve la comida, prefiriendo morir delgado a estar gordo. Por esto daremos a conocer lo que insatisface o evoluciona por moda, deporte, etc. para la prevención de ella.

 

Nosotros

 

    Somos un grupo de alumnos del Instituto DUOC UC, carrera Preparador Físico. Queremos tomar conciencia y abordar con el tema de los problemas de ingesta de alimentos, repercutiendo en las personas de manera psicológica como fisiológica, anticipando la información para no caer en el abuso, ni la obsesión.

 

Contacto

Trastornospsicologicos

katt_witch_bad@hotmail.com

Buscar en el sitio

Comentario

21.06.2011 17:50

Comentario

Un estudio indica que hasta un 62% de las deportistas de élite sufren algún tipo de trastorno alimentario frente al 1% existente en la población femenina con trastornos como la bulimia o la anorexia. La preocupación obsesiva por mejorar con los entrenamientos o disminuir la grasa corporal dan lugar a trastornos de la alimentación, amenorrea, pérdida de masa ósea y osteoporosis. Los datos de un estudio americano son bastante concluyentes, las gimnastas ocupan el primer lugar con un 62% de personas afectadas por la anorexia o la bulimia. Un 33% es la cifra que ocupan las esquiadores, 32% las corredoras de fondo, 20% las ciclistas y un 15% las nadadoras.

© 2011 Todos los derechos reservados.

Crear una tienda online Webnode